2 de diciembre de 2017

Los drones de Amazon podrían autodestruirse en caso de emergencia

Amazon sigue puliendo la idea de los drones de reparto, potenciando su tecnología y anticipándose a diferentes escenarios que podrían surgir, para garantizar la seguridad de las personas.

Siguiendo esta línea, Amazon ha conseguido la patente  denominada "Directed fragmentation for unmanned airborne vehicles", un nuevo sistema que se integrará en la dinámica de los drones, para que se autodestruyan en situaciones de emergencia, como por ejemplo, una avería causada por el software o malas condiciones climáticas.

Para que este plan B se ponga en marcha, se tendrán en cuenta una serie de factores, por ejemplo, condiciones de vuelo, trayecto de caída, velocidad, terrero etc. Cuando determine que el dron se encuentra en problemas, y las condiciones son seguras, se iniciará un proceso de autodestrucción con una secuencia de fragmentación.

Es decir, en lugar de dejar que el dron caiga en picada, harán que sus partes comiencen a desprenderse, dirigiéndolo a lugares seguros, como se trata de ilustrar en la imagen:

Amazon

La destrucción puede ser parcial o total, dependiendo de la situación. Por ejemplo, en algunos escenarios, quizás solo sería necesario desprenderse de una parte defectuosa, para que el dron pudiera aterrizar sin problemas.

Aunque no pueden asegurar que no se produzca ningún tipo de daño, obviamente el impacto será mucho mejor que la caída de un dron. Veremos si Amazon consigue en algún momento implementar este sistema, y si satisface las expectativas.




☛ El artículo completo original de Miriam Schuager lo puedes ver aquí